CONTAMINACIÓN. Un hongo tóxico, emanado desde local de calzado, se apreció desde varias zonas. (Andrés Cuya/USI)
CONTAMINACIÓN. Un hongo tóxico, emanado desde local de calzado, se apreció desde varias zonas. (Andrés Cuya/USI)

Un incendio se grandes proporciones se produjo ayer en San Martín de Porres, a solo seis días del siniestro que redujo a cenizas un almacén de motos de La Victoria.

En esta oportunidad, el fuego se desencadenó en una fábrica de calzado industrial donde –irónicamente– se venía elaborando siete mil pares de botas para los bomberos.

Una enorme columna de humo tóxico se podía divisar desde varios kilómetros d distancia, e incluso invadió cientos de viviendas de San Martín de Porres, Independencia, Los Olivos y hasta Comas.

La emergencia dejó 15 heridos, entre ellos trabajadores de la compañía, bomberos y dos gestantes que caminaban por el lugar. Sufrieron quemaduras y cuadros de asfixia.

LOS HECHOSDe acuerdo con versiones recogidas por Perú21 de los trabajadores de la fábrica Industrias Manrique, ubicada en la calle Los Tornos 259, el fuego se inició cerca del mediodía.

Indicaron que hubo un cortocircuito en una compresora de aire que está cerca del almacén, lo que fue seguido de una explosión. Inicialmente los obreros trataron de controlar las llamas con los extintores, pero fue imposible.

El fuego avanzó rápidamente. "La gran cantidad de material sintético hizo que el incendio se propagara al techo. También originó el humo tóxico", señaló Jorge Vera, vicecomandante general de los Bomberos.

Al lugar llegaron cerca de 50 unidades de los hombres de rojo, que trabajaron durante más de ocho horas para sofocar las llamas.

Vera indicó que durante la época de fin de año suelen incrementarse en un 30% las emergencias por fuego.

"En este caso, quizá se deba a que la empresa tenía que cumplir algún pedido especial y no se tomaron las previsiones necesarias", anotó.

Sobre este punto, el comandante Mario Casaretto manifestó que Industrias Manrique había ganado una licitación para elaborar siete mil pares de botas para los bomberos. "Estamos apagando nuestros propios borceguíes", lamentó.

FALTA DE AGUADe otro lado, el vicecomandante Jorge Vera confirmó que inicialmente hubo problemas con el abastecimiento de agua, pero que esto se debió a que la capacidad de los voluntarios se vio desbordada por la magnitud del fuego.

Enfatizó que el problema más grande fue el acceso al lugar, ya que las calles son demasiado angostas, lo que dificultó el ingreso de las escaleras telescópica, de las bombas y de las cisternas, entre otras.

SABÍA QUE

- Voceros de la fábrica confirmaron que esta cuenta con licencia de funcionamiento otorgada por San Martín de Porres.

- No obstante, el municipio de Independencia sostiene que dicho local está en su jurisdicción y que no tienen permisos.