Ruta mortal. Cuerpo del universitario fue hallado en el desierto, entre Moquegua y Arequipa. (Heiner Aparicio)
Ruta mortal. Cuerpo del universitario fue hallado en el desierto, entre Moquegua y Arequipa. (Heiner Aparicio)

Fueron las huellas dejadas por el universitario Olivier Toledo (19) las que ayudaron a encontrar su cadáver en medio del agreste desierto del distrito de Polobaya, en el límite entre Arequipa y Moquegua.

Así lo manifestó a Perú21 el guía de montaña Eloy Cacya. "La búsqueda que he realizado se ha basado en las huellas dejadas por el desaparecido y en lo que me ha contado su familia sobre su extravío camino al santuario de Chapi, el pasado 1 de mayo", sostuvo.

Agregó que él, junto al tío de Olivier y un amigo del muchacho, luego de estudiar la cartografía del sitio de búsqueda, partieron desde Cocachacra, en la provincia de Islay, el último viernes a las 4 a.m.

"A las 3 p.m. de ese mismo día, luego de casi 11 horas de rastreo, ubicamos el cuerpo del joven tras seguir sus huellas, las mismas que se perdían en el desierto, pero que hemos podido encontrar gracias a que un zorro, al parecer, venía siguiendo a Olivier, ya que las pisadas de sus patas van tras sus huellas", reveló el guía.

Comentó también que luego de hallar el cadáver, tuvo que subir un cerro por más de dos horas para poder ubicar señal y dar la noticia a través de un celular. "Luego me reuní con el tío y el amigo de Olivier y acampamos cerca al cuerpo, al cual creo que hemos ubicado en el momento exacto, ya que alrededor habían huellas de zorros y gallinazos", añadió.

De otro lado, la necropsia reveló que el joven pereció el 6 o 7 de este mes por edema cerebral-pulmonar, a raíz de la deshidratación y la falta de comida.

SABÍA QUE

- El cadáver tenía puesta la zapatilla derecha, una mochila y se encontraba en posición decúbito ventral.

- El velorio se iba a realizar en la capilla de la plaza Bolognesi, distrito de Cayma.