Efraín Alegre, carta oficialista. (Reuters)
Efraín Alegre, carta oficialista. (Reuters)

ASUNCIÓN (AFP).– Paraguay elige presidente hoy, en comicios que podrían regresar al poder al tradicional Partido Colorado y marcarán el fin de la crisis política desatada hace diez meses con la destitución del expresidente izquierdista Fernando Lugo, por la que el país fue suspendido de foros como Unasur.

La contienda, según todos los sondeos, se dirimirá entre el multimillonario Horacio Cartes, un recién llegado a la política que se presenta como la renovación colorada, y el senador oficialista Efraín Alegre, que busca consolidar a los liberales en el poder. El primero tiene 34.8% de respaldo, mientras que el segundo, 36.7%.

Lugo, quien ganó en 2008 por una alianza en la que los liberales aportaron el 70% de los votos, fue defenestrado por el Congreso el 22 de junio de 2012 por "mal desempeño de sus funciones", tras un conflicto de tierras que dejó 17 muertos.