(USI)
(USI)

Seguramente usted habrá escuchado a algún amigo o pariente decir lo siguiente: "soy hipertenso". ¿Qué significa eso? La hipertensión arterial consiste en el incremento de la fuerza con la que circula la sangre en nuestro cuerpo.

Los factores más influyentes para desarrollar este mal están vinculados a los hábitos de vida. Las personas con sobrepeso, sedentarias o que están sometidas a fuertes cargas de estrés tienen mayores probabilidades de ser hipertensos.

Lo genético y hereditario son también factores que elevan este riesgo, así como el excesivo consumo de comida chatarra.

PREVENIR A TIEMPOLa hipertensión es muy peligrosa, ya que provoca serios daños a diversos órganos. Principalmente, afecta al corazón, los ojos, los riñones y el cerebro. Sin embargo, muchos ignoran que tienen la enfermedad, ya que no suele presentar síntomas evidentes al inicio. La persona recién se entera cuando aparece alguna complicación.

¿QUÉ HACER PARA NO SUFRIR ESTE MAL?Primero, hay que tener en cuenta que no es enfermedad de "gente mayor". Si bien la edad también es un factor importante, lo cierto es que un joven de 20 años podría ser hipertenso. Por ello, hay que prestar atención al ritmo de vida. Motívese para realizar actividad física constante y dejar la comida chatarra. Esto es muy importante, sobre todo si hay algún familiar que ha sido hipertenso. Finalmente, un chequeo preventivo anual resulta vital para descartar cualquier anomalía.