SE HACE EL LOCO. Negó la agresión al salir de la Fiscalía. (Miguel Bellido)
SE HACE EL LOCO. Negó la agresión al salir de la Fiscalía. (Miguel Bellido)

No le quedó otra opción que admitir su culpa. Rómulo León Romero (39), hijo del controvertido exministro aprista Rómulo León Alegría, fue puesto en libertad luego de aceptar su responsabilidad en el ataque con un cuchillo de mesa a Juan José Calderón Venturo en el restaurante La Carreta de San Isidro.

A través de un comunicado, el Ministerio Público informó que León Romero solicitó llegar a un acuerdo con el agraviado, el que presentaba pequeñas heridas en el pecho realizadas por un objeto punzo cortante, según se pudo constatar con los certificados médicos.

La Sexta Fiscalía Provincial de Lima, a cargo de la magistrada Ruth Sotomayor, lo halló responsable por el delito de lesiones leves. Se encuentra en calidad de investigado. Ha sido citado para el próximo 25 de marzo junto con el agredido. Ese día, se fijará el monto de la reparación civil. Si León Romero no acude, podría ser denunciado penalmente y su libertad podría correr peligro.

Pero, a pesar de todas estas pruebas –y de su propio testimonio–, Rómulo León insistió en su inocencia y hasta quiso culpar de lo ocurrido a la otra parte. "No hubo agresión ni disputa. Ha sido por un faltamiento de respeto a una dama de la otra parte, cosa que no puedo permitir", manifestó a su salida de la Fiscalía, donde permaneció desde la tarde del domingo. Esta versión fue desmentida por la Policía.

DATOS

- José Castillo, abogado de Rómulo León Romero, afirmó que la detención de su patrocinado fue un exceso policial y que no hay arma. Negó que se haya encontrado huella de lesión en la ropa del agraviado.

- Fuentes policiales informaron que el acusado se resistió a identificarse y que los mozos no quisieron entregar el cuchillo de mesa usado en la agresión.