Foto: César Fajardo.
Foto: César Fajardo.

Autor: Ricardo Monzón Kcomt.rmonzon@peru21.com

¿Qué reformas electorales son la solución a la corrupción y el desgobierno en el país? El lugar de debate es el Congreso y, para intentar resolver esta interrogante, buscamos a Ántero Flores-Aráoz, ex presidente de este poder del Estado.

¿La no reelección de presidentes regionales y alcaldes combate la corrupción?No va a resolver los problemas, sobre todo si tenemos en cuenta que se mantiene la revocatoria. Con un mandato de cuatro años, el primero te estás acomodando en el sillón, el segundo te quieren revocar, el tercero te estás defendiendo de la revocatoria y el cuarto año ya estás de salida. Entonces, me parece tonto quitar la reelección. Lo que tienes que quitar son las reelecciones sucesivas, debe haber una y punto.

¿Dice que debe eliminarse la figura de la revocatoria?La revocatoria genera muchos problemas. Puede ser muy democrática, pero no puedes estar en procesos electorales permanentemente. La mejor revocatoria es que, si pretendes la reelección, no te reelijan. Yo prefiero que no continúe, me parece que debe eliminarse.

¿Qué reformas se pueden llevara a cabo para evitar la corrupción en las regiones?La primera es la de la mentalidad del elector. Cuando sucedió el proceso de revocatoria a Susana Villarán, creímos que la gente pensó, que no fue un voto emotivo. Sin embargo, el 5 de octubre vimos que la gente votó por personas acusadas de corruptas cuando el electorado mismo mostraba en las encuestas su preocupación por la corrupción. ¿Cómo te explicas esta dicotomía? Los partidos tienen que hacer docencia política. No podemos seguir creyendo que el electorado piensa.

Usted y yo también votamos.Hay un voto no pensante, es la verdad. Lo digo aunque me cueste simpatizantes. El elector es el soberano, sí, pero también se equivoca.

¿Qué más se puede hacer?Sucede que metimos la pata en hacer los partidos regionales, porque antes a un presidente regional que incurría en una inconducta le jalaba la oreja su secretario general nacional o su presidente del partido, pero con los movimientos regionales no pasa eso. Encima no hay un control político parlamentario. Y, finalmente, para combatir la corrupción tienes que dotar de más recursos a la Contraloría, a la que siempre golpean.

Y que siempre llega tarde…Es relativo. A veces llega tarde el Ministerio Público. Todo esto que hemos visto de Áncash, Tumbes, Cajamarca ha sido gracias al trabajo de la Contraloría.

Pero actuó cuando ya se habían cometido los delitos…Bueno, antes es difícil.

¿La Contraloría no debe también prevenir?Tienes el trabajo preventivo y el curativo, es como la medicina y la vacuna. Es verdad que faltan cosas, pero también es verdad que ha hecho un trabajo para poder acusar y procesar.

¿Hay un debilitamiento de los partidos políticos?Están muy debilitados y, quizá, por haber pedido presencia en las regiones.

¿Debe haber movimientos regionales?No. Antes tenías los movimientos locales porque son vecinales y están más cerca al vecino, y tenías los partidos nacionales. Cuando se formaron las regiones, vinieron los movimientos regionales y se les dio un tremendo poder. Ahora la gente prefiere lo de su región a lo nacional.

¿El financiamiento público a los partidos es una buena propuesta?¿Te refieres a financiar a los partidos con tu plata y con mi plata, que salen de los impuestos? De ningún modo. Hay otras prioridades, hay hospitales que no están funcionando, escuelas que están con esteras, carreteras en mal estado, profesores con sueldos miserables, policías que hacen el 2×1, jubilados de la Policía y las FF.AA. con pensiones ridículas. No podemos pagar el club de los militantes políticos.

El financiamiento es para que los partidos mejoren sus cuadros y los próximos gobernantes resuelvan los problemas que hace mención…Ojalá lo hicieran, pero nuestra agrupación nos tiene que costar, no hay lonche gratis. Yo prefiero saber pescar y no que me regalen el pescado.

¿El mismo partido debe financiar a sus candidatos?Claro, y conseguir el dinero, bien conseguido, por supuesto, y los militantes deben aportar.

Justamente, a veces los partidos no consiguen el dinero y ahí es cuando recurren al financiamiento ilícito.¿Y tú crees que, con la financiación reducida, ridícula, minúscula que haría el Estado, dejaría de entrar el dinero mal habido? No, depende mucho de la calidad de las personas que manejan los partidos.

Como candidato presidencial, ¿cómo analiza el gobierno de Ollanta Humala?Que eres muy generoso porque lo has llamado gobierno. Yo le diría desgobierno porque estamos en un limbo. No ha hecho nada malo, pero tampoco nada bueno.

Gana Perú propone que los presos salgan de las cárceles para ir a votar.Yo creo que esa es una medida súper populista. Ya no solo hay que enseñarles a los ciudadanos a pensar, sino también a algunos parlamentarios.

AUTOFICHA

- "Nuestro partido, Orden, va muy bien. Tenemos 104 comités provinciales y estamos haciendo el plan de gobierno con voceros muy importantes. Estoy recorriendo las provincias. Mi intención es postular a la Presidencia de la República en el 2016, yo nunca lo he negado".

- "Me parece que hubo poca rigurosidad de la ONPE para hacer estimaciones de cuánto gastaron en campaña Castañeda y Villarán. Hay gente que no aporta en dinero, sino que te regala un panel, un spot. La ONPE debe investigar mejor".

- "En la anterior presidencia de la Comisión de Constitución del Congreso, el señor Omar Chehade planteó varias cosas que todavía no se debaten en el Pleno, entre ellas la de tener dos cupos en el Congreso de representantes peruanos en el exterior y la vuelta del Senado".