LO ÚLTIMO
Luis Davelouis

Luis Davelouis

Extremo opuesto

Una mermelada y adiós

“Muchos de quienes callan las flagrantes inconductas de sus ‘patrocinadores’ acusan de mermeleros a quienes sí se atreven a señalarlas (...) quien vende su pluma necesita creer que todos son iguales”.

Una agenda para el Mundial

“¿Qué hay pendiente de aprobación? i) La ley Mulder, que prohíbe al Estado contratar publicidad en medios privados; ii) la ley agraria, que extiende por otros 10 años su régimen laboral; iii) la ley de hidrocarburos”.

Antimermelada

“¿Sabe Mulder que las campañas de vacunación se anuncian por radios locales en las regiones, que es el único canal de información de millones de peruanos y que esas radios también son privadas?”.

Keiko no tiene curul

“Varios congresistas de FP admitieron lo anterior: no podían ni tomarse un café con congresistas de otras bancadas si antes no le avisaban a algún vocero y estos a Keiko y ella les daba permiso”.

¡Desapéguese, señor!

“Un 54% quisiera que el Ejecutivo y el Congreso sean socios, pero eso es imposible: a menos que Vizcarra y compañía quieran convertirse en cómplices de las agendas que empuja la mayoría keikista”.

Vizcarra media tabla

“El Ejecutivo no es tan débil como se percibe a sí mismo: según Datum, está a media tabla (2.55, donde 1 es muy débil y 5 muy fuerte) y quien decide cuán débil o fuerte es una autoridad es la ciudadanía”.

El legado de Vladimiro

“Casi no hay personaje de relevancia pública que no tenga un ‘vladivideo’, pero hay –y no son pocos– los que no tienen nada de qué avergonzarse tras haberse sentado en la salita aquella”.

Vizcarra el pragmático

“Hasta que no sepan si ha funcionado, Vizcarra y Villanueva no se abrirán ningún frente si lo pueden evitar. La salida del ministro y la reticencia a hablar de enfoque de género son muestras de ello”.

Defendiendo al Congreso (?)

“Gastar es función del Poder Ejecutivo: postas, hospitales, médicos, colegios, cunas, universidades, maestros, electricidad (...). La función del Congreso es legislar SIN gastar”.

Fue teté...

“Quien gobierna se queja siempre de que le ponen zancadillas (...), de que le tienen cólera y afirma, con mucho marisco y poca vergüenza, que la culpa de sus problemas e ineficacias siempre la tiene otro...”.