¿Qué más esconde? Max Barrios y su padre tienen mucho que responder ante las autoridades. (Leonardo Fernández)
¿Qué más esconde? Max Barrios y su padre tienen mucho que responder ante las autoridades. (Leonardo Fernández)

Conforme pasan los días, las cosas empeoran para Max Barrios Prado por suplantar su identidad. Ayer se conoció que el ex selecionado sub 20, bajo el nombre de Juan Carlos Espinoza Mercado, estuvo en la cárcel en Ecuador, al estar involucrado en una balacera en los exteriores de una discoteca.

El ex técnico de Liga de Loja, Diego Ochoa, reveló ese hecho a la televisión ecuatoriana. "Juan Carlos estuvo involucrado en un problema en esta ciudad (Loja). Estuvo detenido por participar en una balacera. Estuvo encerrado cuatro días. Yo hablé con un abogado y la dirigencia colaboró para solucionar su inconveniente, ya que era jugador de nuestro plantel", confesó.

De otro lado, se conoció que Silvia González es la esposa de Juan Carlos Espinoza Mercado (Max Barrios). Ella vive en Loja y tienen un hijo del futbolista, quien los abandonó hace un año.

SU HORA MÁS DIFÍCILEl Ministerio Público citó para la próxima semana a Max Barrios y a sus supuestos padres para que respondan por la presunta falsificación de documentos. "Hemos iniciado una investigación por la imputación que se le hace (a Max Barrios) por el presunto delito de falsificación. Las primeras indagaciones señalan que la ficha de matrícula del colegio (documento presentado por el padre para acreditar su nacimiento) no existe, es falsa. He citado para la próxima semana al jugador y a sus padres para que respondan sobre el proceso de inscripción de identidad ", indicó el fiscal de Familia de Sullana, Jorge Gómez.

Finalmente, el Reniec informó ayer la anulación del acta de nacimiento y el DNI de Max Barrios tras comprobar que ambos documentos contienen datos falsos.

DATOS

- Max Barrios, junto a su hermano Luis y su supuesto padre Ángel, se encuentran en Sullana.

- Se supo que Ángel Barrios se entrevistará con el cónsul de Ecuador para explicarle que no falsificó los documentos de sus hijos.