notitle
notitle

Eduardo Ferreyros,Al.MercadoLuego de varios meses de advertencias sobre una economía que venía frenándose, el Ejecutivo anunció medidas para recuperar el crecimiento. Las medidas buscan aliviar a los peruanos de la presión extrema de un Estado cada vez más concentrado en sancionar. El afán de recaudar y de exprimir a los de siempre, en un marco, como el propio ministro lo calificó, de "incentivos perversos", hace que las empresas pierdan competitividad. Necesitamos regulación clara, y previsible, que no permita interpretaciones antojadizas del inspector. Bien que se haya tomado estas medidas, pero hagámoslo a tiempo. Ahora, debemos ir más allá, el Estado no sólo debe facilitar en lugar de acosar, sino generar condiciones para el crecimiento, impulsar inversiones e incentivar a emprendedores. Sin esto, no podremos recuperar el crecimiento, que es el único camino para reducir la pobreza.