(Reuters)
(Reuters)

¿QUÉ ES Y PARA QUÉ SIRVE?Tras infiltrarse con una aguja extra-fina en el músculo debajo de la piel de la zona que se desea tratar, el Botox actúa inhibiendo por relajación el movimiento muscular. Con este efecto se pretende que desaparezcan las arrugas y, por lo tanto, proporcionar un aspecto más juvenil a la piel.

MADONNALa 'Reina del Pop' se aplica Botox con regularidad. Además, aseguran que se ha hecho liftings y se ha rellenado los labios con colágeno. Por eso, a sus 54 años, su cara se ve más fina y sus pómulos más marcados que cuando era joven.

MELANIE GRIFFITHLa esposa de Antonio Banderas tiene 55 años y es otra fanática del Botox. Su baja autoestima y su adicción al alcohol no han dejado rastro del hermoso rostro de su juventud.

DEMI MOORELa actriz está obsesionada con mantener su juventud, a pesar de que ya tiene 50 años. La exesposa de Ashton Kutcher es recurrente a los tratamientos con Botox para conquistar a hombres más jóvenes.

NICOLE KIDMANLa actriz de 45 años reconoció haber experimentado con Botox para realzar sus facciones. Sin embargo, no le gustaron los resultados. Su cara quedó tiesa y sin expresiones. "Dejé el Botox y ya puedo mover mi frente", reveló.

SHARON STONEEs tan fanática del Botox que hace cuatro años perdió la custodia de su hijo mayor por intentar inyectarle dicha sustancia en los pies para eliminarle el mal olor.

BRITNEY SPEARSSe puso Botox y se aumentó el busto en 2004, cuando tenía solo 23 años. Algunos aseguran que sigue usando dicho tratamiento.

SUSY DÍAZLa vedette se sometió a varias cirugías durante su carrera y ella no las ha negado. Su rostro ha mostrado un cambio radical con el uso del colágeno y el Botox.