Módulos Temas Día

¿Y “Ojitos” y “San Martín” para cuándo?

“En términos profesionales, el juez Richard Concepción ha obrado muy mal en salir a los medios, más aún después de justo haber impuesto una muy publicitada restricción”.

Nadine Heredia

¿Y “Ojitos” y “San Martín” para cuándo?. (Perú21)

¿Y “Ojitos” y “San Martín” para cuándo?. (Perú21)

¿Y “Ojitos” y “San Martín” para cuándo?. (Perú21)

Aldo Mariátegui
Aldo Mariátegui

- ¿Cuándo la Fiscalía investiga, nos revela y denuncia quiénes eran esos “San Martín” y “Ojitos” que aparecen en las agendas de Nadine manipulando la justicia a favor de Ollanta Humala en el juicio de Madre Mía? ¿Cuándo el Poder Judicial sentencia a Goyo Santos, César Álvarez y Martín Belaunde Lossio?

- En términos profesionales, el juez Richard Concepción ha obrado muy mal en salir a los medios, más aún después de justo haber impuesto una muy publicitada restricción. A menos que esté calculando una futura carrera política o le hayan seducido las cámaras y flashes.

Es que un juez debe tener “gravitas” y no puede estar declarando sobre sus temas personales, comentando sentencias o, menos aún, acabar contestando si es o no hincha del Alianza, como por allí le inquirieron. Recordemos cómo ha acabado de desprestigiado el otrora célebre juez español Baltasar Garzón, que se creyó una superestrella y hoy en día es considerado un hazmerreír en España por sus disfuerzos mediáticos, sus disparates legales (¡quería procesar al difunto dictador Franco y a sus generales golpistas de 1936!) y sus afanes políticos. A esta sociedad le falta ser mucho más sobria y mucho menos frívola.

- Los productores arroceros se pasan de “mercas”. ¡Han pedido un arancel para el arroz extranjero de 46%! No solo siembran irracionalmente un cultivo en el desierto costeño que demanda mucha agua y saliniza la tierra, sino que hasta impiden minas (Tía María) por caprichos y encima ahora quieren que les garanticemos sus rentas cerrándoles el mercado, presionando con la matonería de bloquear carreteras. ¡Qué payasos!

PD: Solo por joder a los caviares, vayan a ver “La paisana Jacinta”. Solo por eso, aunque sea un bodrio delirante: cada espectador más aumenta sus rabietas y eso es “priceless”.

Leer comentarios ( )