Santos deberá responder los cargos. Además, no oculta sus pretensiones políticas para el próximo año y el 2016. (D. Vexelman)
Santos deberá responder los cargos. Además, no oculta sus pretensiones políticas para el próximo año y el 2016. (D. Vexelman)

Sin salida. La gestión del controvertido presidente regional de Cajamarca, Gregorio Santos, vuelve a ser puesta sobre el tapete luego de que la Contraloría General detectara presuntas irregularidades en el proceso de selección y ejecución de proyectos de inversión pública por más de 130 millones de soles durante su gestión, tal como lo denunció en su momento Perú21.

De los exámenes realizados a la documentación del gobierno regional, un grupo de trabajo auditor halló presuntas irregularidades que denotan indicios de colusión entre funcionarios, servidores públicos y contratistas.

No es la primera vez que Santos –militante de Patria Roja– afronta una acusación. Este diario puso al descubierto los presuntos actos irregulares de su gestión. Primero, al resaltar el favoritismo de su administración por las empresas de su amigo Wilson Vallejos, quien obtuvo la buena pro para la ejecución de 15 proyectos valorizados en más de 90 millones de soles.

Luego, a través de los denominados 'goyoaudios', con los que se confirmaron los negociados en la licitación de obras en esa región a través de la Unidad Ejecutora de Programas Regionales (Proregión).

LLUVIA DE MILLONESTras el examen, la Contraloría comprobó las irregularidades, que se produjeron entre los años 2011 y 2012, luego de que el ente regional transfiriera 666 millones 474 mil soles a Proregión con la finalidad de que se ejecutaran proyectos de inversión pública en esa jurisdicción.

Los proyectos comprendían la construcción de hospitales, obras de electrificación y muros de contención por más de S/.130 millones. Pero la comisión auditora verificó que los hospitales no fueron construidos, que las obras de electrificación fueron ejecutadas, pero se encontraban inoperativas, y que los muros de contención existían desde antes de la firma del contrato.

ENTRE AMIGOSEntre las presuntas irregularidades detectadas se advierte que los funcionarios del gobierno regional admitieron a postores que no reunían los requisitos exigidos en las bases de las licitaciones. Sin embargo, los calificaron con puntajes que no les correspondían.

Esos mismos funcionarios, según el organismo contralor, participaron en los distintos procesos previos a la contratación (actos preparatorios, proceso de selección y ejecución contractual).

Asimismo, en su condición de miembros titulares y suplentes de los comités especiales, "habrían organizado y conducido irregularmente los referidos procesos, beneficiando a empresas y a consorcios con la adjudicación indebida de la buena pro".

Igualmente, se identificó que los postores presentaron información inconsistente sobre la experiencia profesional de sus cuadros técnicos, así como las cartas fianza fuera de la normatividad vigente.

Pese al irregular panorama en los procesos de licitación y contratación, los funcionarios del gobierno regional "aprobaron –según la auditoría– las propuestas y suscribieron los contratos, permitiendo que se celebraran sin la documentación requerida".

A LA FISCALÍAEn el marco de su acción de control, la Contraloría General de la República ya remitió el resultado de su labor a la Fiscalía Supraprovincial Especializada en Delitos de Corrupción.

Consultado sobre el tema, el penalista Mario Amoretti comentó que, al ser el informe de la Contraloría una prueba preconstituida, el fiscal debe abrir una investigación preparatoria a todos los responsables. "La colusión es un delito grave que se castiga con penas que van desde los 13 hasta los 15 años de cárcel", explicó.

DATOS

- Perú21 difundió los 'goyoaudios', que revelan millonarios negociados en las licitaciones en el Gobierno Regional de Cajamarca.

- La gestión de Santos habría favorecido al empresario Wilson Vallejos con la entrega de 15 obras valorizadas en S/.90 millones.

- Entre las firmas favorecidas figuran Consorcio San Ignacio, Consorcio Cajabamba, Consorcio Celendín III y Eléctrico ICSA.