Comizzo no quiere errores. (USI)
Comizzo no quiere errores. (USI)

En Universitario no hay tiempo para el relajo y con Ángel Comizzo, menos. El DT explotó ayer porque varios de sus dirigidos no entendieron sus indicaciones en el partido de práctica realizado con miras al duelo de mañana ante Gálvez.

Comizzo ordenó que se juegue a dos toques y, al parecer, la mayoría no le entendió. El primero en recibir la reprimenda fue el delantero Carlos Olascuaga, a quien lo sacó de la cancha y en su lugar ubicó a Sebastián Fernández. Luego el turno fue para el zaguero Fernando Alloco por demorarse en la salida.

Finalmente, el DT charló con Christofer Gonzales, a quien le pidió más rapidez en la distribución de juego.