notitle
notitle

Fernando Maestre,Opina.21fmaestre@peru21.com

Muchos sienten vergüenza cada vez que tienen que negarse a aceptar un pedido que, en el fondo, no quieren hacer. Para no pasar ese momento bochornoso terminan diciendo 'sí'. No poder decir 'no' proviene de la niñez y parte del hecho de no haber sido educado para rechazar lo que no se quiere y aceptar solo lo que va con su deseo y le hará bien. Al pasar el tiempo, estas personas son incapaces de decir 'no' aún ante situaciones críticas, como cuando les piden su presencia en un momento que no quería asistir o dinero prestado. Si no aprendiste de niño, siempre es buen momento para empezar, pero cuando se es adulto, se tendrá que añadir una explicación. Esta explicación es un método para que quien está siendo rechazado entienda los motivos que lo han llevado a darle un radical 'no'. También hay momentos en los que uno debe pensar bien si quiere decir un 'no' definitivo, para lo cual puede señalar que no es el momento para aceptar el pedido o que lo pensará. Uno no tiene que ser grosero ni perder amigos por esto. Recuerde que luego de cada 'no', es sensato dar una breve explicación para que entiendan su negativa.

TAGS RELACIONADOS