Cárcel es una ‘coladera’. (César Fajardo)
Cárcel es una ‘coladera’. (César Fajardo)

Entre abril y mayo, la Policía ya había advertido sobre la posibilidad de que se produzca una fuga masiva de la carceleta judicial del penal de Lurigancho.

La principal razón era la precariedad del material empleado para la construcción de los módulos 11, 12 y 13. Precisamente, en el segundo ambiente se encontraban los tres asesinos del periodista Luis Choy y otros dos peligrosos hampones que, con ayuda de una pata de cabra, perforaron una pared –de lata– para huir el último miércoles.

Asimismo, trascendió que un oficial de la PNP y tres subalternos habrían 'colaborado' en la planificación del escape. También estarían involucrados algunos trabajadores judiciales y hasta magistrados, pues resulta muy sospechoso que los cinco delincuentes hayan tenido audiencias el mismo día, según reveló Cuarto Poder.

En tanto, las cámaras del INPE grabaron el momento en que dos de los reos salieron del penal de máxima seguridad de Piedras Gordas I con terno.