Aviones en zona disputada. (AP)
Aviones en zona disputada. (AP)

TOKIO/PEKÍN (Agencias).– Japón alertó del peligro de una escalada en el conflicto con China por la decisión de este país de ampliar su espacio aéreo militar sobre un archipiélago (Senkaku para los japoneses o Diaoyu para los chinos) que se disputan ambos países en el mar de China Oriental.

El gobierno japonés pidió a las líneas aéreas nacionales que ignoren las nuevas reglas impuestas por China. Previamente, Japan Airlines y All Nippon Airways (ANA) habían presentado a las autoridades chinas sus planes de vuelo.

De otro lado, dos aviones bombarderos estadounidenses B-52 –sin armas– ingresaron en la polémica zona de defensa aérea dispuesta por China, sin informar a Pekín, informaron responsables estadounidenses.