ADIÓS. Abidal espera jugar dos años más. Aún no sabe dónde. (Reuters)
ADIÓS. Abidal espera jugar dos años más. Aún no sabe dónde. (Reuters)

Barcelona puede decir que es una 'familia', puede llevar el logo de UNICEF o realizar partidos contra la pobreza, pero en el fondo sigue siendo una empresa. Una empresa que limita la estancia de sus empleados. El lateral francés Eric Abidal quería seguir jugando en el club 'culé', pero este decidió no ampliar su contrato, y las lágrimas no demoraron en caer en la emotiva despedida.

"Me hubiera gustado seguir en el 'Barza', pero el club lo ve diferente y lo respeto. Yo seguiré jugando porque la salud me lo permite. Gracias a la afición, gracias a la gente que estuvo pendiente de mí. Gracias a todos y visca el 'Barza'", dijo el galo de 33 años y que llegó al club en 2007 desde el Lyon.

VENCIÓ EL CÁNCERLuego de ser diagnosticado con un cáncer de hígado, Abidal fue sometido a una operación en marzo de 2011. Solo dos meses después protagonizó un regreso triunfal y levantó la 'Orejona' en Wembley.

Pero el mal volvió a aparecer y el lateral se salvó de morir gracias a su primo, quien le donó parte de su hígado.

En abril de 2012, 'Abi' recibió el trasplante e inició su recuperación. El mes pasado, y tras 14 meses sin jugar un partido oficial, disputó 20 minutos en la goleada 5-0 del 'Barza' sobre el Mallorca por la Liga.

"Abidal estará todo el tiempo que quiera", había declarado hace semanas el vicepresidente Carles Vilarrubí. Pero todo cambió ayer, y el jugador más querido del plantel se despidió entre lágrimas de todos y cada uno de sus compañeros.

TENGA EN CUENTA

- Durante sus seis años en el Barcelona, Abidal ganó cuatro títulos de Liga, dos Champions League (2009 y 2011) y dos Copas del Rey.

- El presidente del cuadro azulgrana, Sandro Rosell, dijo que el francés será director técnico de todas las escuelas del 'Barza' apenas se retire del balompié.