notitle
notitle

Ahmed Dogan, líder del partido de la minoría turca en Bulgaria, salió ileso hoy de un atentado después de que un hombre le apuntara con una pistola a la cabeza durante un discurso.

El jefe del Movimiento por los Derechos y los Libertades (MRF) logró zafarse del arma que tenía su atacante, un joven de 25 años que también llevaba una pistola de gas y dos cuchillos.

Justo en ese momento, los asistentes y miembros de seguridad se abalanzaron contra el pistolero, quien acabó con la cabeza ensangrentada por los puñetazos y patadas que recibió.

"Ahmed Dogan está bien. Todo está bajo control", afirmaron fuentes del partido que lidera Dogan desde hace 25 años. De momento se desconoce la motivación del atacante.

El partido liberal MRF representa a turcos étnicos y otros musulmanes que son casi el 12% de los 7.3 millones de habitantes de Bulgaria.