Vicepresidenta de Nicaragua asegura que manifestaciones son "planes diabólicos"

La también primera dama reiteró que todo lo sucedido no responde a la cultura de sus ciudadanos, en referencia a los actos violentos.

Nicaragua

La vicepresidente de Nicaragua, Rosario Murillo, emitió polémicas declaraciones en cadena nacional. | Foto: AP

La vicepresidente de Nicaragua, Rosario Murillo, emitió polémicas declaraciones en cadena nacional. | Foto: AP

La vicepresidente de Nicaragua, Rosario Murillo, emitió polémicas declaraciones en cadena nacional. | Foto: AP

Redacción Redacción

La vicepresidente de Nicaragua , Rosario Murillo, encendió la polémica en cadena nacional tras afirmar que la crisis que atraviesa su país y que ha dejado cientos de muertos en las protestas contra el presidente Daniel Ortega " son planes diabólicos".

La también primera dama de Nicaragua emitió su punto vista acerca de las protestas opositoras suscitadas desde el mes de abril. "No es obra de Dios todos esos planes diabólicos que se desataron sobre Nicaragua", sentenció. 

Rosario Murillo se refirió así al estallido social iniciado el 18 de abril pasado y que según organismos humanitarios ha dejado entre 322 y 481 muertos, de los que el Gobierno reconoce solo 198.

Conocida por sus convicciones espirituales, la también primera dama reiteró que "todo lo que aquí sucedió no respondía a nuestra cultura, a nuestra práctica", en referencia a los actos violentos, de los cuales todavía existen denuncias entre la población y organismos humanitarios nacionales, extranjeros y multinacionales.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos ( CIDH) y la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) han responsabilizado al Gobierno de la crisis.

Los organismos señalan al Gobierno de Daniel Ortega por más de 300 muertos, así como por ejecuciones extrajudiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros y violencia sexual.

El mandatario niega los señalamientos y sostiene que todo se debe a un intento de "golpe de Estado". Las protestas contra su gobierno iniciaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en la exigencia de renuncia, tras 11 años en el poder.

Fuente: EFE

Ir a portada