Nicolás Maduro alega que el mal momento es por conspiraciones de sus rivales políticos. (AP)
Nicolás Maduro alega que el mal momento es por conspiraciones de sus rivales políticos. (AP)

El Banco Central de Venezuela () anunció esta semana que la inflación fue del 4.4% en septiembre, lo que representa un incremento del 49.4% en un año, una de las tasas más altas en los últimos quince años, según la cadena .

Con estas cifras, la nación llanera ingresa al podio de los países con la mayor inflación del planeta, y solo es superada por Bielorrusia y Sudán del Sur, estimó .

El incremento de los precios de los alimentos es aún más preocupante, pues alcanzó el 70% en los últimos 12 meses. Además, estos productos son cada vez más difícil de conseguir. El desabastecimiento cerró setiembre en 21.2%, uno de los más altos de la historia del .

El índice de precios al consumidor registró un alza de 38.7% en lo que va del año.

"Estos resultados se produjeron en un contexto no continuo que combina, entre otros factores, el efecto estacional que determinó el encarecimiento de algunos productos agrícolas y los aumentos de precios que fueron autorizados para algunos rubros agroindustriales, para el transporte público terrestre y para el servicio de educación", señaló el BCV en un comunicado.

El desabastecimiento, sumado a las trabas a las importaciones, también provoca una crisis sanitaria por la falta de insumos esenciales. Por ejemplo, ya no se pueden hacer diagnósticos de cáncer.

La falta de parafina, una sustancia importada que no está entrando al país y que es necesaria para evaluar la gravedad de un tumor, obligó a cerrar temporalmente el proceso de diagnóstico oncológico, según informó el diario .

Semanas atrás, un grupo de médicos de hospitales públicos solicitó al presidente de la República, , que declare la "emergencia hospitalaria" para atender esta realidad.

Pero el mandatario insiste en negar la realidad o atribuirla a conspiraciones. El pasado jueves aseguró que el Gobierno dispone de suficientes divisas para atender los requerimientos de la economía.