Se realizaron portestas en Washington, donde se reunía la OEA. (AFP)
Se realizaron portestas en Washington, donde se reunía la OEA. (AFP)

Tras muchas horas de debate, y en su segundo día de sesión extraordinaria, los embajadores de la Organización de Estados Americanos ( ) votaron punto por punto varias propuestas hasta validar una declaración conjunta que expresa solidaridad con la situación que vive Venezuela, pide que continúe el diálogo y lamenta las muertes en el país.

La propuesta tuvo 29 votos a favor y solo los representantes de Estados Unidos, Canadá y Panamá expresaron su posición en contra.

La embajadora estadounidense Carmen Lomellin explicó que decidió votar en contra porque el texto "tendría que ir más allá y presentar un compromiso de la organización a principios democráticos. Tiene partes buenas, pero no lo suficiente".

La diplomática indicó que el documento pide solidaridad con el pueblo venezolano, expresa pésame a las víctimas, solicita rechazar todas las formas de violencia y solicita al Consejo Permanente que se mantenga al tanto del diálogo, pero no especifica cómo se hará.

Pese a que los votos en contra fueron solo tres, Carmen Lomellin calificó la celebración del debate como un triunfo porque "se llevó a cabo pese a que muchos no querían. Fue a puertas cerradas pero se discutió; eso es un gran avance".