Juan Guaidó, presidente interno de Venezuela, prometió a sus conciudadanos que estará “pronto” en su país y los convocó de nuevo a las calles para derrocar a la dictadura de Nicolás Maduro.

Tenemos el respaldo y el respeto del mundo. Ahora nos toca la tarea más poderosa y la fundamental, la que nos trajo hasta aquí, unirnos para que de una vez por todas podamos decir con fuerza que la virtud, el honor y la libertad cubren cada rincón de Venezuela”, aseguró Guaidó en un video difundido por su equipo.

Guaidó salió de Venezuela el pasado 19 de enero y desde entonces ha visitado Bogotá, Londres, Davos, Madrid, Canadá, Francia y Estados Unidos, donde se ha reunido con diferentes mandatarios.

Explicó que su gira fue testigo “de factores, Gobiernos e instituciones de diferente estilo unidos por un compromiso, por una causa justa: por Venezuela, por la libertad”.

Eso también debemos lograrlo a lo interno, dejar a un lado cualquier diferencia y trabajar todos en una ruta clara, nuestra, de éxito para vencer a la dictadura, pero para que esto ocurra nosotros los venezolanos debemos, dentro y fuera del país, reactivar la movilización y hacernos sentir con fuerza”, pidió en el video.

Pese a que no detalló en qué fecha tiene previsto regresar a Venezuela, Guaidó aseguró que regresa “con el compromiso” de sus aliados, “con acciones y medidas que se irán ejecutando y con el llamado a nuestro pueblo para que volvamos a reactivar la lucha y la movilización popular”.

Además, tampoco detalló el calendario de movilizaciones que tiene previsto ni hizo una convocatoria particular para una fecha determinada.

Yo asumo mi rol, asumo mi responsabilidad con todos los riesgos que implica, los invito a cada uno de ustedes, como lo han hecho siempre, a asumir el suyo. Los convoco a cada uno de ustedes porque somos los protagonistas de la liberación de Venezuela y estamos llamados a ser uno para que pueda existir un solo país”, afirmó.

Finalmente, destacó que “la dictadura” que considera que ejerce Nicolás Maduro sobre Venezuela es un peligro para todo el planeta”, un mensaje que ha “hecho saber” a sus países aliados y por eso “están dispuestos a aumentar la presión hasta el máximo nivel que haga falta”.

La solución de fondo para Venezuela solo ocurrirá cuando logremos con mucha presión elecciones presidenciales realmente libres. Para ello tenemos el apoyo y el consenso del mundo, de las principales potencias que se han comprometido a desconocer cualquier fraude que intente la dictadura”, concluyó.

CON INFORMACIÓN DE EFE