(Foto: Diario El País de Uruguay)
(Foto: Diario El País de Uruguay)

Una consulta popular para que los uruguayos se pronunciaran a favor de organizar un referéndum que derogue la ley que legalizó el aborto fracasó el domingo, ya que no alcanzó las adhesiones necesarias, según los primeros datos oficiales, mientras que los convocantes reconocieron su derrota.

En un primer reporte, la Corte Electoral reveló que con poco más del 60% de los circuitos escrutados, las adhesiones sumaban apenas el 5,38% del total de ciudadanos que pueden votar.

"Todo indica que no se estaría llegando al 25%" de los habilitados para votar, cifra necesaria para convocar a un referéndum, dijo el diputado , del opositor Partido Nacional y uno de los principales impulsores del referéndum, poco después de que se cerraran las mesas de votación.

Abdala reconoció al canal 12 de la televisión que con este resultado "se cierra un ciclo" y que "el tema queda resuelto por este periodo de gobierno".

El senador , del Partido Colorado, coincidió en que "es un tema cerrado". Los uruguayos "no están interesados en decidirlo con su voto", indicó.

En cambio, Lorna Marchetti, integrante de los grupos denominados "Pro-Vida", sostuvo vía Twitter que "el pueblo no ha ratificado nada, lo único que ahora sabemos es que no habrá referéndum. Derogaremos la ley por la vía parlamentaria".

Desde el oficialista Frente Amplio (FA), que impulsó la aprobación de la ley en el Parlamento, las reacciones fueron de satisfacción.

"Nos sentimos respaldados en la política de derechos que hemos venido implementando", indicó vía Twitter la presidenta del FA, la socialista Mónica Xavier, quien había llamado a no concurrir el domingo a los centros de votación.