Copa América

Pikachú, el primer gato que tendrá un funeral en el espacio

“Pikachu tendrá una despedida final como ningún gato ha tenido antes", señaló el dueño de Pikachu. Sus fotos están Twitter

Gato

Pikachu murió tras luchar contra la diabetes por más de un año. (Foto: Twitter @growingupzee)

Pikachu murió tras luchar contra la diabetes por más de un año. (Foto: Twitter @growingupzee)

Pikachu murió tras luchar contra la diabetes por más de un año. (Foto: Twitter @growingupzee)

Redacción G21

Un funeral espacial. Así de literal será la despedida que le ha preparado un ciudadano estadounidense a su gato, que murió después de luchar varios meses contra una terrible enfermedad. Las imágenes del felino están en Twitter y han sido compartidas por gran cantidad de usuarios tras conocer su historia.

Pikachu es el nombre de esta mascota que llegó a la vida del estadounidense Steve Munt para llenar su corazón de amor. Y así fue, ya que ambos compartieron muchos momentos de felicidad; sin embargo, en enero del año pasado le diagnosticaron diabetes y a pesar de los tratamientos e internamientos en la clínica veterinaria su cuerpo no resistió más y dejó de existir.

Debido al profundo dolor de su partida, su dueño, quien es amante de los gatos y un apasionado del espacio, decidió que los restos de su gran amigo, que fueron cremados, sean homenajeados de una manera distinta, por ello pensó en algo extraordinario: contratar a una empresa espacial para que lleve las cenizas al espacio en un satélite.

“Pikachu tendrá una despedida final como ningún gato ha tenido antes […]. Él ha sido un héroe y voy a honrarlo como tal” , escribió Munt en una página de GoFundMe dedicada a recaudar fondos para rendirle tributo. Y aunque ha logrado recaudar más de US$ 1.500 de los US$ 5.000 del costo total, ya canceló con sus ahorros el viaje.

Según Celestis, la empresa que realizará dicha labor, el contenedor que trasladará las cenizas de la mascota “se colocará en la órbita de la Tierra donde permanecerá hasta que vuelva a entrar en la atmósfera, vaporizándose inofensivamente como una estrella fugaz en el tributo final”.

El primer gato en ir al espacio fue Félicette en 1963 a bordo del cohete Véronique AG1. Regresó con vida tras ser lanzado en un vuelo suborbital. A diferencia de este animal, las cenizas de 'Pikachu' serán las primeras de un felino en orbitar la Tierra.

Sigue actualizado en nuestra APP

Ir a portada