Un terremoto de magnitud 8.4 en la escala de Richter remeció el norte y centro Chile la noche del último miércoles. De momento las autoridades reportaron 8 muertos por el violento sismo.

Illapel, 280 kilómetros al norte de Santiago, el puerto de Coquimbo y la vecina localidad de Tongoy, 430 kilómetros al norte, fueron las zonas más afectadas por este terremoto y los destrozos se hacen más visibles a la luz del día.

El mar se salió en la caleta de Tongoy y penetró 500 metros tierra adentro. El gobierno las declaró zonas de catástrofe para facilitar el envío de fondos.

Muchas casas y restaurantes en la localidad costera de Concón, al norte de Viña del Mar, quedaron completamente destruidos y muchos techos asomaban entre el lodo.

"Ahora, recién podemos visualizar el desastre que ha ocurrido aquí", dijo el alcalde de Concón, Oscar Sumonte.

El alcalde de Illapel, Denis Cortés, dijo a la agencia AP que "hubo muchos derrumbes, tenemos muchos cables cortados, muros caídos, el cementerio en partes destruido y muchas tumbas abiertas por lo cual tenemos una emergencia sanitaria". Se estima que unos 10,000 de sus 35,000 habitantes resultaron afectados.

EL MÁS FUERTE DEL AÑOEl terremoto en Chile se sintió hasta en Argentina, Brasil y Paraguay, según reportes de medios internacionales.

El terremoto del miércoles cuyo epicentro se ubicó en la región de Coquimbo —cerca a la localidad de Canela Baja— es considerado el más fuerte en lo que va de 2015.

De acuerdo con datos del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS), le siguen los terremotos ocurridos en Japón (mayo) y en Nepal (abril), ambos con 7.8 grados en la escala de Richter.

TAGS RELACIONADOS