Silvio Berlusconi durante su discurso hoy en Roma. (AFP)
Silvio Berlusconi durante su discurso hoy en Roma. (AFP)

El Senado de Italia decidió hoy la retirada del escaño en la Cámara Alta al exprimer ministro por su condena en firme a cuatro años de prisión por impuesta el pasado 1 de agosto por el Tribunal Supremo en el caso Mediaset.

El pleno de la Cámara Alta rechazó las nueve propuestas presentadas por varios senadores para que no se le aplique a Berlusconi la llamada "ley Severino" del Gobierno de Mario Monti, que establece la expulsión del Parlamento de los condenados a penas superiores a dos años de cárcel.

Previamente, 'Il Cavaliere' afirmó que hoy "es un día amargo, de luto" para Italia y su democracia.

"Han atropellado la democracia, los derechos y la libertad", clamó visiblemente emocionado el exprimer ministro, prometiendo que seguirá "luchando" por sus ideales aun fuera del Parlamento.

"Es una decisión que invita a la venganza", aseguró el también magnate de las comunicaciones, quien acusó de nuevo a los "magistrados comunistas" de planear su salida política.

"He sido sometido a 57 procesos, una verdadera persecución que ningún líder político ha tenido que encarar", gritó Berlusconi, ante miles de manifestantes en que clamaban "Silvio Silvio".