Seúl acusa a Corea del Norte de utilizar drones para espionaje. (EFE)
Seúl acusa a Corea del Norte de utilizar drones para espionaje. (EFE)

El Ministerio de Defensa de aseguró hoy que "varios indicios" apuntan a que los tres aviones no tripulados () que cayeron en territorio surcoreano en las últimas semanas fueron fabricados en y fueron enviados para fines de espionaje.

Los restos de los aviones fueron descubiertos en lugares cercanos a la frontera con Corea del Norte. Según el Ministerio de Defensa, como resultado de la investigación de los restos, que aún continúa, existen "varios indicios que apuntan concretamente a Corea del Norte", informó la agencia de noticias Yonhap. Según el ministerio, los datos de caducidad de las baterías de los drones están escritos en el dialecto norcoreano.

Además, se encontraron huellas dactilares que no están registradas en la base de datos en Corea del Sur. Al parecer, uno de los drones había tomado fotos de instalaciones militares y de la residencia presidencial en Seúl.

Funcionarios de los Ministerios de Defensa y Relaciones Exteriores dijeron que de confirmarse la implicación de Pyongyang en el incidente, Corea del Sur presentará una protesta a través de Naciones Unidas.