Romney y Santorum pelean por un cupo para enfrentar a Obama en las próximas elecciones. (AP/Reuters)
Romney y Santorum pelean por un cupo para enfrentar a Obama en las próximas elecciones. (AP/Reuters)

ganó en los estados de Virginia, Vermont y Massachusetts durante las primarias republicanas de este , cuando diez estados eligen a sus candidatos, según las proyecciones de la prensa estadounidense.

Romney, que gobernó Massachusetts de 2003 a 2007, ganó en su casa con un cómodo 72% sobre su principal rival, el cristiano ultraconservador , muy por debajo con 12%, según las principales televisoras estadounidenses, que reportaron una reñida batalla en el estado clave de Ohio.

No obstante —y como se esperaba—, el empresario no pudo impedir la victoria de en Georgia (sureste), estado natal de este expresidente de la Cámara de Representantes.

Gingrich, quien necesita desesperadamente una victoria para afincarse como un candidato de peso, ganó con 48% en su estado frente a (25%) y Santorum (20%).

En tanto, este último se impuso en Tennessee (37%), Dakota del Norte (40%) y Oklahoma (34%). El exsenador ha ido ganando peso en las filas más conservadoras del país con su discurso de oposición al aborto, la cobertura del acceso a anticonceptivos y críticas al principio de separación de la Iglesia y el Estado.