(Reuters)
(Reuters)

Joyas por valor de más de un millón de dólares destinadas a las famosas que asisten al 66º fueron robadas esta madrugada al joyero suizo , que fabrica la , informó hoy la Policía local.

La Palma de oro, máxima recompensa del Festival de Cannes, "está a salvo", precisaron a la agencia AFP los organizadores del evento tras el hurto millonario.

El robo tuvo lugar en el hotel Novotel a 15 minutos del palacio del Festival, en la habitación de una empleada de la joyería Chopard.

El hotel está situado en el bulevar Carnot de Cannes, frente a un local policial que estaba cerrado cuando sucedieron los hechos.

Otras fuente vinculadas a la investigación indicaron que la víctima del robo es una mujer de nacionalidad norteamericana que trabaja para Chopard, llegada la víspera desde Estados Unidos.

La mujer regresó a su habitación entre las tres y las cinco de la mañana, momento en que descubrió el robo.

La noticia corrió como reguero de pólvora en los pasillos del Festival, en lo que parecía un remake de , de Alfred Hitchcock (1955), donde Cary Grant es un ladrón retirado que investiga una serie de robos en grandes hoteles de la ), incluyendo a una rica norteamericana encarnada por Grace Kelly.