(Reuters)
(Reuters)

La de Inglaterra salió hoy del hospital Rey Eduardo VII, donde .

La monarca de 86 años, sonriendo y con buen aspecto, estrechó la mano del personal médico en las escaleras del nosocomio ubicado en el centro de Londres.

Fuentes del Palacio señalaron que la monarca presentó los primeros síntomas de problemas estomacales el viernes y que la decisión de llevarla al hospital fue una medida de precaución. Por lo mismo, todos sus compromisos, incluyendo un viaje a Italia previsto para el 6 y 7 de marzo, fueron cancelados o pospuestos.

La jefa de Estado, que el año pasado celebró sus 60 años en el trono, es conocida por su fuerte salud. Su última hospitalización fue en el 2003 para una operación de rodilla.