Ocho londinenses entraron hoy al luego de permanecer 24 horas y 43 minutos abrazados en parejas ante una estación de tren de la capital británica.

La iniciativa es parte de la campaña Récords Mundiales de Londres, que busca batir una serie de marcas en los próximos seis meses como antesala de los Juegos Olímpicos de este año.

Inicialmente fueron 12 los participantes que buscaban romper el récord del abrazo más largo del mundo, pero solo ocho de ellos lograron su cometido. Para ello tuvieron que permanecer abrazados, sin sentarse, dormir ni cambiar de posición.

Lo más duro fue pasar la noche despiertos, pero para ello los participantes llevaron aparatos de DVD y otras distracciones. Además, un equipo de animadores los ayudó a mantener el ánimo arriba contando chistes y cantando conocidas melodías. Cabe mencionar que la marca anterior del abrazo más largo era de 24 horas y 33 minutos.