(Reuters)
(Reuters)

Por primera vez un grupo de trabajo de Naciones Unidas ha propuesto un plan de coordinación internacional para detectar asteroides potencialmente peligrosos y, en caso de riesgo para la Tierra, preparar una misión espacial con capacidad para desviar su trayectoria.

"El riesgo de que un asteroide choque contra la Tierra es extremadamente pequeño, pero, en función del tamaño del asteroide y del lugar del impacto, las consecuencias pueden ser catastróficas", señala un informe entregado por la Oficina de la ONU para el Espacio Exterior ().

El informe de 15 páginas se titula "Recomendaciones del Equipo de Acción sobre objetos cercanos a la Tierra para una respuesta internacional a la amenaza de un impacto", y ha sido elaborado por un grupo de trabajo creado en 2007 en Viena.

Ahora se conocen unos 20 mil asteroides cercanos a la Tierra, de los que alrededor de 300 son potencialmente peligrosos, explica el director del grupo de trabajo que redactó el documento, el mexicano Sergio Camacho.

DATOS

- El documento aún puede sufrir variaciones antes de ser adoptado, hasta el próximo día 22, por una Subcomisión científica en Viena, y en junio, por la Comisión de la ONU sobre la Utilización del Espacio Ultraterrestre con Fines Pacíficos.

- El de unos 40 metros de diámetro, pasará este viernes cerca de la Tierra, pero no representará peligro porque lo hará a unos 27,700 kilómetros de distancia de la superficie atmosférica.