(AP)
(AP)

Los 26 cancilleres, tres vicecancilleres y cinco embajadores de los 34 Estados miembros de la Organización de Estados Americanos () debaten en Guatemala nuevas estrategias y mecanismos para enfrentar el narcotráfico.

La discusión gira desde el fortalecimiento de la cooperación en seguridad hasta la polémica despenalización y legalización de las drogas.

"Se acabó el tabú de numerosas décadas", dijo el secretario general de la OEA, Miguel Insulza, al inaugurar el 43 período de sesiones de la Asamblea General, en alusión a la política militar empleada por .

Por primera vez desde que lanzó en los 70 la llamada "guerra contra las drogas", autoridades de América Latina la cuestiona a un alto nivel y con propuestas concretas para cambiarla.

Aunque en la declaración final de la asamblea no figure la despenalización, al menos 14 países esperan que se acuerde seguir debatiendo estrategias alternativas para la lucha antidrogas.

POSTURA DE ESTADOS UNIDOSEl secretario de Estado norteamericano, John Kerry, junto a una delegación de funcionarios que ejecutan la política antidrogas en su país, se reunirá con varios cancilleres, entre ellos los de Venezuela, Colombia y Perú.

En su primera intervención, afirmó que la política antidrogas debe ser integral, sin abandonar la dimensión policíal.

"Estados Unidos no pretende tener un monopolio sobre la mejor manera de controlar las drogas… El gobierno Obama entiende totalmente que sin un adecuado esfuerzo de reducción de la demanda, sin tratamiento ni educación, la prohibición y las medidas policiales no pueden ser totalmente exitosas", indicó.