Zozibini Tunzi es la tercera mujer afrodescendiente en obtener el título de Miss Universo. (Difusión)
Zozibini Tunzi es la tercera mujer afrodescendiente en obtener el título de Miss Universo. (Difusión)

La modelo sudafricana Zozibini Tunzi se convirtió ayer en la dueña absoluta de la corona del . Proveniente de la Ciudad del Cabo, la joven de 26 años dejó en segundo lugar a Miss Puerto Rico: Madison Anderson y en tercer lugar a Sofía Aragón, representante de México.

Con este triunfo, Tunzi se ha convertido en la tercera mujer sudafricana en llevarse el título de Miss Mundo. La última en llevar el reconocimiento fue Demi-Leigh Nel Peters, durante el certamen realizado en el 2017.

Durante su intervención en el concurso, realizado en el Tyler Perry Studios, en Atlanta (Georgia), la modelo, relacionista pública de profesión, resaltó la importancia de la diversidad, y le atribuyó su participación a todas niñas similares a ella, que en algún momento de su vida no se sintieron bellas por culpa de los cánones preconcebidos que excluían a las chicas afrodescendientes.

Ver esta publicación en Instagram

Phoenix Rising! 🔥 #missSouthAfrica #MissUniverse

Una publicación compartida de Zozibini Tunzi (@zozitunzi) el

“Ahora estamos en un momento en que las mujeres como yo finalmente pueden encontrar un lugar en la sociedad, finalmente pueden saber que son hermosas”, expresó.

Asimismo, Zozibini, quien también es una activista contra la violencia de género, se dirigió al jurado del Miss Universo para manifestar su deseo empoderar a las niñas desde pequeñas, de modo que crezcan libres, sin etiquetas y conscientes que pueden lograr todo lo que se propongan.

Es algo que hace falta en las niñas, jóvenes y mujeres desde hace mucho tiempo, no porque no lo queramos, sino por cómo nos ha etiquetado la sociedad. Debemos tener todas las oportunidades y es lo que debemos enseñarles a las niñas, que nada es tan importante como ocupar nuestro espacio en la sociedad”.

Tras el triunfo, Zozibini Tunzi compartió una fotografía a través de su cuenta de Instagram (que por el momento ya bordea el millón de seguidores), en la que nuevamente reafirma su compromiso con la niñez.

“Esta noche se abrió una puerta y no podría estar más agradecido de haber sido el que la haya atravesado. Que todas las niñas que presenciaron este momento crean para siempre en el poder de sus sueños y que vean sus rostros reflejados en los míos”, se lee en la publicación.

El hecho de ser la mujer más bonita del mundo no pretende distraerla de su lucha. De hecho, confesó que trabajará con la misma constancia que los hizo Harriet Tubman —su mayor ídola— una mujer afro, esclava, que a pesar de recuperar su libertad no dejó solo a sus compañeros y regresó en su auxilio. “Quiero vivir una vida con propósito por personas como ella”, señaló.