El presidente de la (ANP), Mahmud Abas, en su vuelta triunfal a Ramala tras su victoria diplomática en Nueva York, donde consiguió esta semana el de la Organización de las Naciones Unidas.

"Palestina ha conseguido algo histórico en las Naciones Unidas", se felicitó Abas, tras declarar que "ahora tenemos un Estado", y se comprometió a reanudar la reconciliación interpalestina en los próximos días.

"El mundo lo dice alto y fuerte: Sí al Estado de Palestina, sí a la libertad de Palestina, sí a la independencia de Palestina. No a la agresión (israelí), no a las colonias, no a la ocupación", lanzó el líder ante una multitud de partidarios reunidos en la Muqata.

El estatus de Estado observador no miembro de Palestina no es el de un Estado de pleno derecho, pero da acceso a sus habitantes a agencias de la ONU y a tratados internacionales.

Abas dedicó el nuevo estatus de Palestina —aprobado por más de los dos tercios de países representados en la ONU— al difunto líder histórico .

El nuevo estatus en la ONU serviría para reconciliar el partido nacionalista Fatah, de Mahmud Abas, y el islamista en el poder en Gaza. Será muy difícil alcanzar un Estado de pleno derecho si esto no sucede.