La maestra de sexto grado, , no solo enseñó a sus alumnos en , sino que los inspiró a ser los mejores. Este hecho fue probado luego que una de sus alumnas cumpliera la promesa que esta maestra le pidió al finalizar el año escolar en 1997: "Invítame a tu graduación de Harvard".

Una costumbre que se estila al finalizar el año escolar en Estados Unidos es la de escribir mensajes motivadores en los anuarios de los alumnos que dejan el colegio. Este fue el caso de Christin Gilmer, quien recibió de su maestra Judith no solo buenos deseos, sino un singular pedido.

"Ha sido una alegría tenerte en clase. ¡Continúa con el buen trabajo!¡Invítame a tu graduación de Harvard!", fue lo que la maestra Judith escribió en el anuario de la entonces pequeña Christin de 12 años, informa CNN.

►Te puede interesar: 

Este mensaje significó bastante para Christin, quien ahora con 33 años, decidió cumplir el pedido de su recordada maestra, y la invitó a su graduación de Harvard, prestigiosa universidad en donde la joven estudió la carrera de Salud Pública.

"Significó mucho para mí saber que fuera de mi madre, alguien que me conocía tan íntimamente creía en mis sueños y en mi capacidad para lograrlos", refirió Gilmer.

"La Sra. Judy Toensing, me enseñó sobre los acontecimientos actuales, la salud mundial y los derechos humanos. Ella fue la primera persona que transmitió apasionadamente la difícil situación de las personas que viven con VIH / SIDA", agregó.

Esta carta llamó rápidamente la atención de los administradores escolares, quienes decidieron honrar a la maestra Toensing invitándola a la convocatoria de la Escuela de Salud Pública Harvard TH Chan 2018, sin costo para ella.

"Tengo grandes expectativas para todos mis alumnos, por lo que escuchar que Christin había logrado este objetivo no me sorprendió en lo más mínimo", mencionó Toensing.

Por su parte, Christin Gilmer recibió su doctorado en salud pública el 23 de mayo de 2018, con la presencia de su querida maestra de escuela, quien asegura que esta experiencia la revitalizó y la llenó de energía para convertirse en una mejor maestra para sus alumnos.