(Reuters)
(Reuters)

El exmandatario paraguayo , destituido por el Senado en junio pasado, descartó ser candidato en las elecciones presidenciales de abril de 2013 debido a una prohibición constitucional, precisó un portavoz de la coalición izquierdista .

"Abrimos sin éxito un espacio para debatir si conviene o no, si es posible o no la nueva postulación de Lugo; entonces, el propio expresidente dejó de lado su deseo de encabezar nuestra campaña electoral", dijo Ricardo Canese a la agencia AP.

Canese, actual parlamentario del y secretario general del Frente Guasú confirmó que en las próximas semanas será oficializada la existencia legal de la coalición "para ir completando nuestras listas de candidatos a presidente, vicepresidente, senadores, diputados y gobernadores departamentales".

Lugo fue destituido el 22 de junio por un juicio político del Congreso, que lo acusó de "mal desempeño de sus funciones", y fue reemplazado por el vicepresidente Federico Franco. La decisión parlamentaria no fue reconocida por los socios de Paraguay en el Mercosur, que suspendieron al país del bloque.

El anuncio hace una semana de la candidatura presidencial de Lugo por el coordinador del Frente Grande Ricardo Canese provocó reacciones adversas en la propia coalición.

"Lugo no puede y no debe ser candidato en 2013. Hay un impedimento constitucional clarísimo. Candidatearlo sería mentirle a la gente", expresó a periodistas el líder del P-Mas (marxista) Camilo Soares.