Tensión en el centro comercial de la capital keniata. (AP)
Tensión en el centro comercial de la capital keniata. (AP)

Fuerzas especiales de seguridad israelíes ingresaron hoy al centro comercial de Nairobi, capital de Kenia, en un ataque que dejó al menos 59 muertos y un número indeterminado de personas retenidas como rehenes.

"Los israelíes acaban de entrar y están socorriendo a rehenes y heridos", dijo esta fuente que requirió el anonimato. Añadió que las fuerzas especiales llegaron a Nairobi por la mañana.

El centro comercial de lujo Westgate Mall es parcialmente propiedad de israelíes.

Interrogado por la agencia AFP, el portavoz del ministerio israelí de Exteriores, Paul Hirschson, se abstuvo de comentarios. "No tenemos la costumbre de comentar una operación conjunta de seguridad que podría o no estar en curso", dijo.

Un comando islamista integrado por unos 10 hombres encapuchados irrumpió el sábado a mediodía en el Westgate Mall disparando con armas automáticas y arrojando granadas contra clientes y empleados de este lujoso centro comercial.

Respaldados por miembros de los servicios de seguridad en civil de embajadas occidentales, policías y militares kenianos intentaron identificar a los agresores en un laberinto de tiendas de todo tipo en donde es fácil esconderse.

Más de 24 horas después del inicio del ataque, los enfrentamientos proseguían el domingo a media jornada.

Las fuerzas de seguridad de Kenia mantenían el asedio al lujoso centro comercial.

A primera hora de la mañana, se escuchó un intenso tiroteo procedente del interior del centro comercial, rodeado por las fuerzas de seguridad que recibieron importante refuerzos y prohibieron el acceso a los periodistas.

"Hasta ahora, hay 59 muertos", entre ellas dos mujeres francesas y dos canadienses, según un último balance proporcionado por el ministro del Interior, Joseph Ole Lenku.

El ministro también informó de 175 heridos, entre los que hay ciudadanos estadounidenses, británicos y numerosos occidentales.