Timochenko advierte dificultades. (AFP)
Timochenko advierte dificultades. (AFP)

El máximo jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (), Timoleón Jiménez, alias 'Timochenko', advirtió que las dificultades para avanzar en el diálogo de paz se deben a que el Gobierno del presidente no quiere negociar cambios en la estructura del país y solo busca la rendición de los rebeldes.

Indicó, además, que "las amenazas de muerte y las órdenes de ejecución sin ninguna clase de juicio no sirven para intimidarnos ni logran aclimatar el ambiente de reconciliación necesario para concertar una salida" al conflicto armado interno.

El pronunciamiento de 'Timochenko', en un comunicado divulgado en la página de las FARC, salió al paso de reiteradas declaraciones del presidente Santos en torno de que la orden a las fuerzas militares sigue siendo perseguir y dar de baja a los miembros de las FARC, mientras sostiene que en la mesa de La Habana, donde se desarrollan los diálogos de paz, no está en negociación ni el modelo político ni económico de Colombia.

Además, los dos bandos mantienen divergencias sobre cuánto debe durar la negociación y cuando ya comienzan a intensificarse algunas voces en Colombia sobre los tropiezos de los diálogos y acciones armadas de uno y otro lado.

"La dificultad para llegar a prontos acuerdos radica precisamente en las confesiones públicas de Santos… Nosotros no estamos defendiendo ningún sistema criminal de Gobierno, ni estamos empeñados en sacar adelante una política económica que beneficie las transnacionales en desmedro del pueblo de nuestro país. Santos sí, y esa es nuestra pequeña gran diferencia", añadió el jefe de las FARC.

"En las FARC no pretendemos la revolución en una mesa (de diálogos), pero sí al menos concertar un gran acuerdo que saque al país para siempre de la opresión violenta, que siente unas bases mínimas para la construcción de la justicia social. Nuestros adversarios solo insisten en rendiciones", dijo.