James Holmes, el joven de 24 años sospechoso de la reciente de hizo hoy su primera presentación en una corte estadounidense.

Holmes apareció con el pelo teñido de color naranja intenso durante la diligencia, llevada a cabo en un tribunal de la ciudad de Centennial, y escuchó los cargos de los que se le acusan sin hacer comentario alguno, ni mirar siquiera a la abogada de oficio que le fue asignada.

Debido a las características de su crimen, , la Fiscalía podría pedir la pena de muerte para el joven. Sin embargo, en el estado de Colorado sólo una persona ha sido ejecutada desde 1976, según recordaron varios medios de comunicación locales.

GUARDA SILENCIOEl jefe de la Policía de Aurora, Daniel Oates, indicó que el también exestudiante de doctorado de neurociencia, de 24 años, ha "guardado silencio legal" desde que fue detenido poco después del ataque en un cine de la localidad de Aurora que dejó 12 muertos y 58 heridos. "No nos habla", dijo.

Holmes está detenido sin derecho a fianza en una prisión de la ciudad de , en Colorado, a unos 21 kilómetros del cine de Aurora.

Por su parte, la policía señaló además que no existe duda alguna de la responsabilidad de Holmes en la matanza. El sospechoso se entregó en las afueras del cine, todavía vestido con un traje antibalas.

El juez fijó la próxima audiencia para el lunes 30, en la que será acusado formalmente, y decidió que hasta entonces permanezca bajo custodia.

La fiscal Carol Chambers afirmó que la solicitud de pena de muerte dependerá de la decisión de los deudos.