John Kerry ya se encuentra en Bagdad. (Reuters)
John Kerry ya se encuentra en Bagdad. (Reuters)

EFEEl secretario de Estado de EEUU, John Kerry, llegó este lunes a Bagdad, la capital de , para abordar en una reunión con el primer ministro Nuri Al Maliki el en la región. Según el primer ministro chií de Irak, este avance yihadista amenaza la paz mundial.

Kerry reiteró en Bagdad el compromiso de EEUU de "proteger la seguridad y la independencia de Irak", según fuentes gubernamentales. El domingo, grupos del Ejército Islámico de Irak y el Levante (EIIL) tomaron localidades de la provincia de Al Anbar (noroeste) y puntos cercanos a la frontera con Jordania.

La visita, que fue de sorpresa tras una reunión con el presidente egipcio, Abdel Fatah Al Sisi, es un intento por presionar al primer ministro del país, Nuri al Maliki, para que forme un gobierno integrador que pueda frenar el avance del EIIL en el norte y el oeste de Irak. Kerry estará unas horas en Bagdad antes de trasladarse a Erbil para reunirse con el líder del Kurdistán iraquí, Masud Barzani.

La llegada de Kerry a Irak coincide con un nuevo atentado. Al menos siete policías y 71 presos han muerto este lunes tras atacar hombres armados el convoy en el que se trasladaban en la provincia de Babel, a unos 110 kilómetros al sur de Bagdad.

Una fuente de seguridad local informó a Efe de que los presos procedían de la cárcel de Qauat al Akrab, destinada a los detenidos conforme a la ley antiterrorista. Los insurgentes, además, se han hecho este lunes con el control fronterizo entre Irak y Siria de Al Walid, según France Presse.

Pocas horas antes, los yihadistas anunciaban que habían tomado la localidad de Tal Afar, ciudad estratégica situada entre Mosul y Siria. Según la BBC citando fuentes rebeldes, el EIIL estaría intentando tomar Haditha, localidad que alberga una de las mayores presas del país y que, en caso de quedar dañada por los combates, pondría en peligro el abastecimiento eléctrico de casi todo el país.

Por su parte, Kuwait ordenó la retirada del país vecino de su embajador y de todo el personal diplomático. "Dijimos a nuestro embajador y equipo diplomático (que se marcharan) hace más de una semana (…) esto es por la situación de seguridad en Irak. Cuando sintamos que la situación se haya estabilizado de nuevo, regresarán", explicó el subsecretario del Ministerio de Exteriores kuwaití, Jaled al Jaralá.

Kerry tiene previsto "discutir las acciones de Estados Unidos para ayudar a Irak a afrontar esta amenaza y emplazar a los líderes iraquíes a avanzar lo más rápidamente posible con el proceso de formación de un gobierno que represente los intereses de los iraquíes", refirió la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki.

Desde que el 9 de junio lanzaran su ofensiva, el Estado Islámico en Irak y el Levante y sus aliados han logrado hacerse con casi un tercio de Irak. Con la conquista de los pasos fronterizos, los yihadistas logran unir ese territorio con la provincia siria de Deir Ezzor, donde también son fuertes. El peligro ahora es que contagien su insurrección a la vecina Jordania, tal como teme John Kerry.