(Captura de YouTube)
(Captura de YouTube)

La oposición siria se distanció hoy de un combatiente rebelde que grabó en video cómo abría el cadáver de un soldado, sacaba el corazón y el hígado y fingía morder el primero.

El combatiente rebelde fue identificado como Jalid al Hamad, alias Abu Sakkar, de la ciudad de Homs, un comandante de la brigada Omar al Faruk y acusado de disparar indiscriminadamente contra pueblos libaneses este año.

El rebelde profana el cadáver al tiempo que insulta a la minoría religiosa , a la que pertenece el presidente sirio, . No está claro cuándo y dónde fueron grabadas las imágenes.

"Si se descubre que el video y la identidad del autor son auténticos, ese comportamiento resultaría rechazable", dijo la opositora Coalición Nacional Siria en Estambul.

Un crimen sigue siendo un crimen, independientemente de quién lo cometa y su autor debe ser juzgado, añade.

Poco antes, la organización defensora de los derechos humanos había señalado que no es suficiente condenar este tipo de crímenes, sino que es necesario castigar a los responsables.

Por el momento no fueron confirmadas las informaciones de fieles al régimen según las cuales Al Hamad habría sido asesinado.

Advertencia: Algunas imágenes del video a continuación pueden herir su susceptibilidad.