Hoy muchos estarán pendientes de su aspecto y de la vitalidad que logre transmitir. (Reuters)
Hoy muchos estarán pendientes de su aspecto y de la vitalidad que logre transmitir. (Reuters)

El presidente venezolano, , inscribirá hoy su candidatura para los comicios de octubre –en los que buscará extender su mandato a casi 20 años– con un acto masivo que marcará su retorno a las calles tras una larga convalecencia por cáncer.

Su postulación volverá a poner el tema de su salud en el centro de la lucha por la presidencia del país. Todas las miradas estarán pendientes de su aspecto y de la vitalidad que logre transmitir. "Se verá a un presidente fuerte (…) ha descansado, se ha preparado para esto", dijo a la agencia Reuters un funcionario de alto rango.

Apenas 24 horas antes, su rival, el candidato único de la oposición , hizo lo propio en medio de que llenó las calles de Caracas y en la que caminó varios kilómetros rodeado de cientos de miles de sus seguidores.

Pese a las dudas que persisten sobre el real estado de salud de Chávez, que hizo el grueso de su tratamiento protegido en el hermetismo que le ofrece Cuba, la mayoría de los sondeos le dan una cómoda ventaja frente a su contendiente.

El tema de su salud se maneja como un secreto de Estado en el país que tiene las mayores reservas de crudo del mundo, y la única información oficial es que se sometió a tres operaciones y que le removieron dos tumores malignos en el área pélvica desde junio pasado.

El sábado, el propio Chávez dijo que de una serie de estudios médicos a los que se sometió en Venezuela en los últimos días, tras culminar dos meses de en .

"Se está recuperando, se lo verá en campaña", añadió el funcionario, buscando despejar la inquietud generada por la ausencia de Chávez en la antesala de la campaña, que comenzará el 1 de julio, donde el oficialismo debió usar una parafernalia de recursos para suplir esa falta.