(Reuters)
(Reuters)

Un doble le apareció al presidente venezolano, , en . Se trata de Carlos Caldera, un vendedor de pollos y huevos que tiene un gran parecido físico con el mandatario llanero.

Su rostro llama la atención de los compradores del mercado oriental de y muchas veces le dicen en tono de broma: "Se recuperó el comandante".

Caldera no duda en ponerse la característica camisa roja de Chávez Frías para ganar más parecido con el jefe de Estado venelozano y convocar a más clientes a su puesto.

"Me siento orgulloso de tener un rostro tan parecido al de un líder latinoamericano. Me gustaría algún día estrecharle la mano", expresó Caldera, quien descarta imitar a Chávez más adelante.