(Internet)
(Internet)

El gobierno de Bolivia llevará a la empresa canadiense ante la justicia nacional bajo la acusación de enriquecimiento ilícito y de alentar un conflicto social por el control de un rico yacimiento de indio, oro y plata, informó hoy el diario La Razón.

"Les vamos a enjuiciar por haber ocasionado daños al Estado (…) por dejarnos este problema social en nuestro país", dijo el ministro de Minería, Mario Virreira, según el periódico.

La compañía minera anunció hoy, a través de un comunicado, que se pronunciará sobre estas acusaciones cuando conozca oficialmente el requerimiento legal en su contra.

En julio de este año, el gobierno de ordenó la paralización del proyecto Mallku Khota, a cargo de South American Silver, por una protesta campesina en el norte del departamento de Potosí que dejó un muerto y varios heridos.

La pugna por el yacimiento se reactivó la pasada semana con un resultado de dos heridos de bala, que están siendo atendidos en la ciudad de Oruro. Morales envió al lugar un millar de policías para controlar los disturbios.

Este año, Bolivia frenó la presencia extranjera en la explotación de dos yacimientos. El 20 de junio expropió la mina Colquiri, que era administrada por una filial de la suiza Glencore, y en agosto nacionalizó Mallku Khota.

Las únicas que sobreviven en el país son la japonesa Sumitomo y la surcoreana Kores.

El gobierno boliviano aseguró que antes de fin de año tendrá una ley de inversiones y otra normativa para regular la explotación minera. Los empresarios reclamaron al gobierno mayores condiciones para la seguridad jurídica.