La mujer permaneció en coma durante tres días. (Referencial/Getty Images)
La mujer permaneció en coma durante tres días. (Referencial/Getty Images)

Una increíble historia ocurrió en . Una mujer de 30 años identificada como Elizabeth Perkins, de 30 años, sufrió una reacción alérgica grave y cayó en coma durante tres días después de tomar un sin azúcar.

Según contó la afectada al Dayli Mail, ella acudió a un pub local y pidió una gaseosa normal, pero el mesero en vez de traer lo solicitado le sirvió la bebida en su versión sin azúcar sin mencionárselo lo que pudo haberla matado.

Tras beber el primer sorbo, Perkins sintió un sabor extraño, pero no le prestó atención. Minutos después comenzó a sentirse mareada y se desmayó por lo que fue conducida a un hospital cercano donde cayó en estado de coma.

La extraña reacción que afectó a esta madre de familia se desencadenó debido padecía de una rara alergia a los edulcorantes artificiales, específicamente al aspartamo y el asfetama, que se encuentran en miles de productos, pero en grandes cantidades en las gaseosas dietéticas,

“A algunas personas les dan las versiones bajas en azúcar o sin azúcar, pero para mí, ese error podría haber sido fatal”, comentó.

La mujer aseguró que el impuesto al azúcar establecido en Reino Unido viene afectando su consumo de alimentos y el de su familia, pues tanto Perkins como sus hijos padecen de esta enfermedad, y tras la imposición de esta medida, muchos fabricantes prefieren elaborar las versiones no azucaradas de sus productos porque les resulta más barato sin pensar en las personas con padecimientos similares al de ella.

“Desde el impuesto al azúcar, cada vez menos lugares sirven bebidas azucaradas”, aseveró.