Un hombre en estado de ebriedad trató de 'enseñarle' a su hijo de 5 años a nadar, y para ello decidió arrojarlo al mar desde un muelle cercano, en , .

John Bloodsworth, de 37 años, estuvo dando vueltas por un muelle cercano mientras el niño luchaba por mantenerse a flote, según informaron las autoridades policiales.

Al ser arrestado, Bloodsworth, de Daytona Beach, dijo a la policía que "no podía pensar en un mejor lugar para enseñar a su hijo a nadar" y agregó que lo llevaban a la cárcel por "ser increíble", según informa The Daytona Beach News-Journal.

Los funcionarios locales dijeron que no había salvavidas en ese momento y que existía un riesgo moderado de corrientes de resaca. Además, nadar en el área donde Bloodsworth cometió su condenable acción había sido prohibido debido a la proximidad al muelle.

El sujeto había estado con el niño desde el pasado lunes por la noche, bebiendo cervezas, cuando algunos testigos vieron a ambos entrar al agua. Más tarde, Bloodsworth afirmó que no estaba poniendo en peligro a su hijo, sino que estaba "enseñándole a nadar".

Según informes, el niño lloraba cuando los policías lo sacaron del agua. Las autoridades terminaron entregándolo a su madre.

Este mal padre fue acusado de abuso agravado de un niño que resultó en lesiones físicas y mentales, intoxicación desordenada y natación a menos de 300 pies del muelle. Según informes, fue liberado de la cárcel tras pagar una fianza de 1.500 dólares.

TAGS RELACIONADOS