Sigue actualizado en nuestra APP

El alarmante problema de exceso de hombres que enfrentan China y la India

La población masculina de los dos países asiáticos juntos superan en 70 millones a las mujeres, cifra que es mayor a toda la población de Francia o de Reino Unido .  

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Un "desequilibrio de género" es el problema que experimentan China e India. En conjunto, ambos países tienen una cantidad de varones que supera en 70 millones a la de mujeres.

Se trata de un hecho nunca antes registrado en la historia de la humanidad. Los factores que explican este resultado son preferencias culturales, decisiones de gobierno, y avances tecnológicos de la medicina.

Los expertos también atribuyen este fenómeno al advenimiento de la tecnología de selección de género de los últimos 30 años, que actualmente está prohibida pero que sigue siendo una práctica muy extendida.

Del superávit de 70 millones de varones en China e India, 50 millones tienen menos de 20 años de edad, recoge 'The Washington Post'.

China

Tan solo en China, de los 1400 millones de habitantes, existen casi 34 millones más de hombres que de mujeres, cifra que equivale a toda la población de Perú , Venezuela , Australia o Arabia Saudita.

Entre 1979 y 2015, el país comunista permitía tener un solo hijo. Esta política de Estado conllevó a que la mayor parte de parejas decidiera que su único hijo fuese varón.

India

El gigante asiático —por razones culturales— existe una profunda preferencia por los hijos y herederos varones. Actualmente se presenta un exceso de 37 millones de varones, según el censo más reciente.

El número de mujeres recién nacidas sigue desplomándose en comparación al número de bebés varones, a pesar que el país es cada vez más desarrollado y próspero.

Consecuencias

La desproporción entre hombres y mujeres ha ocasionado una serie de problemas para los países asiáticos ya que perjudica el mercado laboral, reduce el consumo, fomenta los crímenes violentos y los delitos sexuales, así como el tráfico de personas y la prostitución.

Entre los varones, la soledad y la depresión son males muy extendidos. 

En China, los varones solteros construyen casas para atraer a una esposa. Como consecuencia, los precios de la vivienda se disparan.

En la India, se produce el efecto contrario: como las novias escasean, las familias no necesitan ahorrar tanto para que sus hijas consigan una atractiva dote. 

"En el futuro, habrá millones de hombres que no podrán casarse, y eso puede plantear un enorme peligro social", advierte Li Shuzhuo, un importante demógrafo de la Universidad Xi'an Jiaotong.

Ir a portada