Varadkar y Merkel analizan el Brexit y su impacto sobre las dos Irlandas

El encuentro que mantendrán esta tarde los dos líderes servirá también para preparar la cumbre extraordinaria comunitaria de la próxima semana.

Varadkar y Merkel analizan el Brexit y su impacto sobre las dos Irlandas

El primer ministro irlandés, Leo Vardakar y la canciller alemana, Angela Merkel. (Foto: EFE)

El primer ministro irlandés, Leo Vardakar y la canciller alemana, Angela Merkel. (Foto: EFE)

EFE

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Dublín. El primer ministro irlandés, Leo Vardakar, se reúne este jueves en Dublín con la canciller alemana, Angela Merkel , para analizar el Brexit y su posible impacto sobre la frontera entre las dos Irlandas.

Según fuentes oficiales, el encuentro que mantendrán esta tarde los dos líderes servirá también para preparar la cumbre extraordinaria comunitaria de la próxima semana, en la que Bruselas estudiará la petición de Londres para retrasar su ruptura con el bloque más allá de la fecha prevista del 12 de abril.

Antes de viajar a Dublín, Merkel reiteró este miércoles su determinación de "luchar hasta el último momento" para lograr una salida "ordenada" del Reino Unido de la Unión Europea (UE), una cuestión en la que Berlín se quiere implicar.

Al mismo tiempo, se ha comprometido a buscar soluciones para evitar el restablecimiento de una frontera dura entre la provincia británica de Irlanda del Norte y la República de Irlanda en caso de que se produzca un Brexit sin acuerdo.

Antes de su encuentro oficial, Varadkar y Merkel participarán en una mesa redonda con ciudadanos irlandeses y norirlandeses para escuchar sus argumentos a favor de la invisibilidad fronteriza, clave para la economía de toda la isla y el proceso de paz y reconciliación.

La dirigente alemana ha expresado su solidaridad con la posición de Dublín, pero los observadores sugieren que también querrá respuestas de Varadkar sobre sus planes para proteger el mercado único en un escenario de Brexit salvaje.

El líder irlandés ha insistido en que "no se han hecho preparativos" para levantar una infraestructura fronteriza si ocurre un divorcio abrupto, y ha defendido el llamado "backstop", la salvaguarda incluida en el acuerdo de salida para mantener abierta la línea divisoria entre las dos Irlandas.

Este mecanismo prevé que el Reino Unido permanezca en la unión aduanera y que Irlanda del Norte también esté alineada con ciertas normas del mercado único hasta que se establezca una nueva relación comercial entre ambas partes.

Sin embargo, el Parlamento británico ya ha rechazado en tres ocasiones el pacto del Brexit que la primera ministra, Theresa May, selló con Bruselas el pasado noviembre, por su oposición, principalmente, a la citada salvaguarda.

Fuente: EFE

Ir a portada