La operación se realizaría desde el mar y el aire. (AFP)
La operación se realizaría desde el mar y el aire. (AFP)

El Departamento de Defensa de amplió sus planes del posible ataque a , que ahora incluyen una intensa descarga de misiles durante tres días desde el mar y el aire, informó hoy el diario Los Angeles Times.

"Habrá diferentes rondas de ataque y una evaluación después de cada una de ellas, pero todo dentro de 72 horas y con una clara indicación de cuándo hemos concluido", indicó al periódico un funcionario militar, que pidió mantener el anonimato al comentar los nuevos planes.

De este modo, todo parece indicar que Estados Unidos prevé que el ataque conlleve más intensidad de la planteada en un primer momento, para poder tener un impacto mayor sobre las fuerzas del régimen del presidente sirio, , que se han ido dispersando en las últimas semanas.

En principio, se desplazaron al este del Mediterráneo cinco destructores cargados de misiles Tomohawk, que serían las armas utilizadas para bombardear objetivos militares en Siria.

Sin embargo, el Pentágono incluye ahora entre los escenarios posibles también el empleo de bombarderos B-2 y B-52 de la fuerza aérea para complementar estos ataques.